sábado, 13 de abril de 2013

Financiacion de la mitoligia religiosa

¿qué pasa con la escuela pública que hay a unos metros? Pues eso, para los inmigrantes y algún que otro padre resignado. ¿Qué se entiende por "extremista"? Lo que El País o el meneante llama "ultrarreligioso" puede no ser necesariamente extremista o radical. Si sigues al % los preceptos de tu religión, no eres "ultrarreligioso" o "radical" sino que simplemente eres coherente con lo que piensas y con lo que crees. Lo demás se llama religión a la carta. Aprovechando que deja el abdomen al descubierto, de un golpe fuerte directamente a la parte superior del diafragma, eso le sacará el aire y hará que se doble hacia adelante por el dolor....

las dos manos de un golpe fuerte y contundente a cada oído, eso hará que pierda el equilibrio y disparará un acúfeno para enloquecer, la agresora se llevará las manos a los oídos. el derecho a la educación. ¿¿Qué clase de tarugo embarga un colegio en mitad del curso?? ¿Nadie ha pensado que estos niños deben primero de todo acabar el curso en condiciones decentes?? Eso debería estar por encima del dinero, por encima la negligencia como empresarios de sus directores, únicos responsables de la deuda. los alumnos no debería sufrir estas consecuencias. el respete a los alumnos y a los profesores. ¿Qué tarugo a dado la orden de hacer este desahucio en medio de las clases? Con ello causa un trauma considerable a los niño, que de nuevo son victimas colaterales de la guerra por el dinero. ¿Qué clase de sociedad somos que permitimos que unos niños sufran ese ataque de esa manera.

 El último golpe es aprovechando que la abusadora mira hacia el piso, es un fuerte rodillazo a ese careto. Quedará al borde del desmayo. España es un Estado aconfesional, no laico. Es decir, no se da preferencia a ninguna religión en especial pero eso no quiere decir que la religión no pueda estar presente en la vida pública o que el Estado no pueda financiar determinadas religiones, si lo demandan sus ciudadanos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario